sábado, 14 de enero de 2017

Juego de Tronos en Podemos

Por Javier Caso Iglesias | Analista Político

Le digo a mi amigo Jerby (@ratonbloguero) que es cierto, que las historias palaciegas de Podemos cansan mucho y no se les percibe ninguna solución. Lo suyo, de no ser capaces de llegar a algún tipo de acuerdo inclusivo, es que pusieran las cartas sobre la mesa ya. A mi me da que a Errejón no le quedará otra que presentarse frente a Pablo Iglesias, y los Anticapitalistas optimizarán ese 10% que representan sumándose ventajosamente a Pablo Iglesias para aumentar representación. Pero todo seguirá igual, todo quedará entre familias. Un reparto al viejo estilo IU.

Y mientras tanto nadie termina de entender que lo que falla en Podemos es el método. La poliarquía nunca resolverá los problemas, los agudizará más. Como no apuesten por la democracia no salimos de esta y el sistema nos seguirá recortando derechos. Además, en ninguna de estas familias (pablistas, errejonistas o anticapitalistas) está la solución. Allí donde son mayoría unos u otros hacen lo que critican dónde son minoría. En aquellas ciudades o CC.AA. dónde la fuerza hegemónica es Pablista arrincona a los Errejonistas y a los Anticapitalistas si no los necesita. En dónde los Errejonistas son mayoría arrinconan a los Pablistas y a los Anticapitalistas. Y dónde los Anticapitalistas son mayoría excluyen a las demás familias. Todo igual que en la vieja IU: familias, bandos y cuotas.

Como no sustituyan la cultura y la metodología de clan familiar poliárquico por la democracia participativa e incluyente seguiremos igual que hasta ahora y los/as ciudadanos/as poco podremos hacer para remediarlo.

Y conviene no olvidar que como continúe Podemos así mucho tiempo se los volverá a comer el PSOE. Para junio, como no tengan arreglado este problema intestino familiar, que se preparen. El PSOE puede dar sorpresas. Es un partido que suele renacer fortalecido de sus cenizas. Además, parte del electorado usará al PSOE para dar un nuevo toque de atención a estos jueguecitos de tronos que se observan entre las familias de Podemos.

Muchos ciudadanos y ciudadanas estamos a la entera disposición de Podemos para cuando decidan dejar de jugar a esta nociva dinámica de pandilla y crean llegado el momento de trabajar en favor de una democracia inclusiva de verdad que desee contar con todas y todos y que, por fin, lleve y aplique el método científico a la actividad política, esto es, decidir medidas, aplicarlas, evaluar su eficacia práctica (sin que nadie se rasgue las vestiduras por ello) y modificar todo aquello que sea necesario para que las consecuencias prácticas de esas medidas satisfagan las demandas ciudadanas. Y acostumbrarse a aplicar este método en todo, tanto en el ámbito institucional como en el político y organizativo de estas herramientas llamadas partidos para que así estén de verdad al servicio de esa ciudadanía que dicen representar.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada